Leyenda: los aparecidos de la Carretera Laredo (Segunda parte)

NocheInsistentemente llamaron nuevamente a sus esposos, la anciana ya no estaba y el miedo que sintieron era indescriptible, intentaron que los niños no se dieran cuenta, la esposa del señor Rodríguez se encaminó un poco dentro del monte, pero escuchó las voces cada vez más lejanas.

Su cuñada le pidió que no la dejara sola, regresando de inmediato cuando escuchó nuevamente a la anciana en el lugar, pero al acercarse se dio cuenta que no había nadie.

Carmen pidió a su cuñada que guardaran la calma, los niños tenían sueño y el calor era insoportable, acostándolos en las cobijas que les habían puesto para que contaran sus historias.

Pasó más de una hora sin que sus esposos regresaran, estuvieron alertas en todo momento, cuando de pronto el viento caliente se sintió en el lugar, haciendo que el polvo se levantara y se hiciera poco visible el lugar.

Oyeron voces acercarse, gritando desesperadamente, ésto provocó que los niños se despertaran asustados, se acercaron tres mujeres vestidas de negro acompañadas por dos niños, atrás de ellos vieron acercarse a dos hombres ancianos.

Al estar frente a ellas las extrañas personas, les dijeron que nunca debieron quedarse en la carretera, que los gritos de auxilio hechos por ellas, habían atraído a espíritus de personas que quedaron varados sin encontrar el camino.

Sin poder decir palabra, abrazaron a sus pequeños, viendo a los extraños internarse en el monte, la densa niebla en el lugar se hizo presente, viendo a lo lejos a sus los pequeños que acompañaban a los hermanos Rodríguez, sus madres desesperadas fueron hacia ellos, preguntando por sus esposos, contándoles los pequeños que se habían ido con un grupo de personas que los habían alcanzado.

Desesperadas pidieron la ayuda de una patrulla de caminos que pasaba por el lugar, iniciando una búsqueda de las personas desaparecidas, encontrándolos hasta la mañana siguiente desmayados y sin recordar que fue lo que les pasó.

Hoy en día su experiencia con personas aparecidas lo platican con miedo, antes ese tema en la familia estuvo prohibida, los hermanos se distanciaron, ya que uno de ellos cuenta que platicaron con las extrañas personas y que eran espíritus que nunca pudieron encontrar el camino para trasender.

Laurita Garza

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Vamos a Regiar y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s